Dia Internacional de la dona

8 de marzo, día para conmemorar a las mujeres rompedoras

Imagen diseñada por Freepik

Hoy, día Internacional de la mujer, desde la Asociación “In vía” queremos conmemorar las mujeres que en todo el mundo lliuten para romper con las desigualdades y la violencia. Son mujeres rompedoras que, con su valor, abren el camino hacia las liberados y la dignidad de muchas otras que sufren.

El 8 de Marzo de 1908, 129 mujeres morían en una fábrica textil de Nueva York mientras protestaban por las lamentables condiciones labores a las que se veían sometidas. La respuesta de los patronos de entonces fue semejante a la que a principios del 2014 ejercieron las autoridades camboyanas contra las trabajadoras de las fábricas textiles del país asiático: prender fuego al edificio donde se habían encerrado.

Hay un recorrido que puede seguirse siguiendo las brechas en el silencio y el conformismo con la injusticia que cercena las libertades de niñas y mujeres en todos los países de la tierra. El camino avanza desde las trabajadoras textiles de Nueva York de comienzos del siglo XX, a las protestas actuales de las trabajadoras textiles camboyanas. Del ejército de Sari Rosa – la unión de mujeres indias que, hartas de padecer continuos maltratos y violaciones en sus comunidades deciden organizarse para defenderse entre – al asesinato de la activista medioambiental Berta Cáceres en Honduras hace apenas unos días, por su defensa de la comunidad indígena de su país y la defensa de los Derechos Humanos. De las mujeres que abandonan cada día situaciones de violencia dirigidas directamente contra ellas y en ocasiones también contra sus hijos – iniciando un duro proceso de reconstrucción en el que, a menudo, la huida de su agresor limita sus movimientos y supone un devastador enfrentamiento con la soledad, la vergüenza y el aislamiento –  a las jóvenes, migrantes o no, que deciden poner fin a la reducción de sus libertades, a matrimonios forzados, abusos de todo tipo y a la prohibición de estudiar, trabajar y ser, en resumen, dueñas de sus vidas.

Aquellas que rompen abren la grieta para que entre luz y señalan con sus acciones las coordenadas exactas de la injusticia sistematizada de la discriminación y la violencia contra mujeres y niñas. Esta ruptura supone, además, enfrentarse a la represión en sus formas más duras. También a la soledad, la desubicación, la exclusión social, el rechazo de sus seres queridos y sus comunidades.

El 8 de marzo conmemora a las mujeres rompedoras, a aquellas que trabajan en la construcción de una vida propia, digna y elegida, para sí mismas y para una ciudadanía consciente de sus derechos y capaz de defenderlos: el ejercicio de una vida que va más allá de la mera supervivencia. Acompañar, proteger y promover los procesos de emancipación y denuncia de la desigualdad es responsabilidad de las sociedades que pretendan considerarse de derechos. Celebrar esta fecha desde la consciencia de lo que significa su existencia, una necesidad de hacer memoria y tomar perspectiva de todo lo que aún queda por romper y recomponer con una forma más justa.

Por Associació “in via” – 8 de marzo de 2016[:]

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *